Ciencias Política

Con la que está cayendo.

Spread the love

Nuestro problema es que la gente es obediente, mientras las cárceles están llenas de ladrones menores y los grandes ladrones conducen nuestro país. Ese es nuestro problema.»Howard Zinn, “Failure to Quit.

El problema no son los ciudadanos, el gran problema son los políticos, todos los políticos.

Nos hemos enterado por las redes sociales que la ciudadanía de A Coruña, está pidiendo a gritos que el concejal José Manuel Lage Tuñas  Enlace a la Web del ayuntamiento de A Coruña y a Lage renuncie a los cuatro mil euros mensuales que supuestamente cobra en dietas –4.000 Euros mensuales–.

En momentos tan críticos y tan graves no sólo por el padecimiento que vivimos por la grave pandemia del COVID19, sino, por la gravedad de la crisis económica y social, nos encontramos nuevamente con la grave y salvaje actitud de un político, y decimos político porque siempre ha vivido de la política, que supuestamente cobra cantidades económicas impresionantes sin la menor vergüenza . Si esto es grave, más grave es la actitud de la alcaldesa de la Coruña, Información de la Alcaldesa Inés Rey  que lo permite y de la corporación municipal que ve para otro lado.

Esto nos recuerda al célebre cuento de la picaresca encarnado en un niño que sufría la miseria y que acompañaba a un ciego, y al pasaje de las uvas. La citada novela titulada “El Lazarillo de Tormes” es un esbozo irónico y despiadado de la sociedad del momento, de la que se muestran sus vicios y actitudes hipócritas, sobre todo las de los clérigos y religiosos, personajes por aquella época de mando y prestigio social, que ahora podemos trasladar a la nueva clase o casta denominada “Políticos”. Se trata de una novela de autoformación y picaresca, de estructura aparentemente simple, pero en realidad muy compleja, que se asemeja a la picaresca política actual donde va de mano de lo que se conoce en la actualidad como “corrupción general”.

Todos estos gobernantes de medio pelo, dicen servir a España y a sus conciudadanos, pero si lo analizamos con tiento, sólo se sirven a ellos apoyándose en España. Sus gestiones son rabiosamente indecentes, penosas y además que no han servido para nada, o mejor dicho para situarnos al borde de la bancarrota y del suicidio.

Para terminar Ya, es imprescindible que llegue la hora y el momento de que cambiemos todo, y lo hagamos entre todos, es hora de ver por España y por los ciudadanos, exigiendo luz, transparencia y valores, y exigirlo a toda esta pandilla de golfos que sólo ven y mal por lo suyo, como si España y los españoles fuera su cortijo particular y los ciudadanos sus miserables servidores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *