Historias destacadas

El pico de la segunda ola en Granada fue el 10 de noviembre, un día después que en Andalucía

Spread the love

La situación en Granada está mejorando poco a poco. También la de una comunidad autónoma que parece haber dejado atrás el pico de ingresos de la segunda ola, a tenor de lo que apuntó ayer en rueda de prensa el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre.

Brote de coronavirus en la planta de Cirugía Maxilofacial del hospital de Trauma de Granada con 13 casos

El representante autonómico, sin querer pecar de exceso de optimismo, informó que los datos que tienen hoy hacen indicar que Andalucía ha sido capaz de dejar atrás lo peor de la segunda etapa de recrudecimiento de la pandemia. El pico andaluz se produjo el pasado 9 de noviembre, día en el que se contabilizaron 3.478 personas hospitalizadas en la comunidad. En Granada, esta cima también parece verse ya por el retrovisor. A diferencia de en el resto de Andalucía, el peor día en cuanto a ingresos en la provincia fue el 10, cuando hubo 888 granadinos los hospitales de Granada, 203 más que ahora.

Esto no significa que el virus haya sido neutralizado y no siga haciendo un daño atroz a muchos ciudadanos. Lo hace a través de los contagios o los aislamientos; de sus secuelas, pero sobre todo a través de una letalidad que sigue alcanzando cotas altísimas. El dato de muertes es el peor indicador, el más triste y el que más se resiste a bajar al menos en Granada. En la provincia volvieron a perder la vida muchas personas en el último día. Fueron 15, según el último recuento autonómico, lo que viene a hacer un balance aterrador desde marzo: 756 fallecidos en apenas ocho meses.

En el resto de Andalucía también hubo que lamentar muchas pérdidas humanas, en total 94, una de las cifras más altas de toda la pandemia. Son datos «dolorosos», según dijo Aguirre. Una estadística difícil de asumir por parte de una sociedad que sigue sin poder levantar cabeza a pesar de que la mejoría ya se deja notar en las tablas estadísticas pero también en los hospitales. Si bien lo hace ligeramente. En el último recuento, de hecho, los ingresos subieron tanto en UCIcomo en planta. Hay 685 personas ingresadas, de las que 127 están en el área de críticos.

La noticia menos mala del parte fue la cifra de nuevos casos: la más baja desde el pasado 5 de octubre. Se notificaron en las últimas 24 horas un total de 152 positivos, un volumen que fue inferior al de Sevilla (561), Cádiz (749), Málaga (258) o Jaén (185). Además, continúa la senda que inició Granada el pasado lunes, única jornada junto a la de ayer en la que se notificaron menos de 500 contagios. A esto hay que añadir otro dato que ayuda al optimismo: la cifra de nuevos casos fue inferior a la de curados, que fueron 198 tras el último recuento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *