Historias destacadas

Enel exprime Endesa y se asegura 3.000 millones de dividendo entre 2021 y 2023

Spread the love

Los tiempos cambian, las estrategias empresariales también, pero lo que se mantiene es la búsqueda de oportunidades y de beneficios. Para el grupo italiano Enel, propietario del 70% de Endesa, la filial en España sigue siendo la gallina de los huevos de oro. Enel, participada por el Estado italiano en un 23%, prevé ingresar en dividendos en solo tres ejercicios -los de 2021, 2022 y 2023- un total de 2.901 millones de euros, si se cumplen las previsiones de beneficios adelantadas en el nuevo plan estratégico. Enel ha amortizado prácticamente la gran inversión de 13 años en España -36.000 millones- si se suman los dividendos cobrados y los ingresos de la oferta pública de venta (OPV) de Endesa del año 2014 en la que vendió un 21% de la eléctrica española por 3.132 millones.

La previsión del reparto de beneficios entre 2021 y 2023 es relevante porque son los años en los que Endesa se la juega en la partida para reconvertirse desde una empresa tradicional, con un negocio basado en la quema de combustibles fósiles, a una compañía volcada en las renovables y en las nuevas tecnologías como el hidrógeno verde. Para hacer frente a los nuevos tiempos, Enel y Endesa anunciaron cambios en la política de dividendos  para favorecer la inversión en nuevos campos de negocio. Pero Enel mantiene engrasado el canal de ingresos.

La compañía que dirige José Bogas aprobó que el reparto de ganancias se redujera progresivamente a partir de este año 2020. El pay out -porcentaje de beneficios que llega a los accionistas- pasa del rotundo 100% al 80% en 2021 y al 70% en 2022. Pero el plan estratégico recién aprobado extiende ese mismo porcentaje de 70% al año 2023. Resultado: Enel ingresará en esos tres años la misma cifra -3.000 millones- que su filial en España  prevé invertir  en nuevos proyectos solares, eólicos e hidráulicos para alcanzar la cifra de 11.500 MW de generación limpia final de 2023.

Más demanda

Las previsiones están teñidas de optimismo. Endesa prevé una significativa recuperación de la demanda tras la pandemia, con un crecimiento de la venta total de electricidad del 8% en 2023 respecto a 2020 y un aumento de  la base de clientes -400.000 en el mercado libre- para mantener estable la cifra total en 10,6 millones.

Gráfico Endesa
Gráfico Endesa
Santiago Carcar

En tiempos inciertos,  el plan diseñado para Endesa por Enel es un seguro. Facilita ingresos y completa la amortización de lo que invirtió en la compra y control de los activos en Argentina, Brasil, Perú, Colombia y Chile que una vez convirtieron a la eléctrica española en una joya del sector público. La eléctrica es además, la palanca de Enel para reforzar sus posiciones en toda la península ibérica aprovechando las oportunidades que la transición energética abre también en Portugal.

En la península, el grupo italiano ha cambiado de estrategia. En 2015 vendió los activos renovables que tenía en Portugal, pero ha decidido recomponer posiciones. Vuelve al país vecino con Endesa Generación Portugal como mascarón de proa. La compañía ha afianzado un pie en el negocio con una planta de 99 MW en el Algarve y se prepara para participar en la licitación de las líneas de baja tensión.

Fondos de la UE

Más allá de la península, Enel y Endesa apuestan por aprovechar al máximo su posición de suministrador principal -e insustituible- en Baleares, Canarias, Ceuta y Melilla para acceder a los fondos de la reconstrucción de la UE que faciliten la inversión y el flujo de ingresos. Ofrecen transformar  las islas y las ciudades autónomas en adelantados de la descarbonización y la generación con hidrógeno. 

Enel asegura los ingresos a corto plazo desde la filial mientras Endesa ajusta las luces largas  con planes para décadas. Así, la eléctrica estima unas inversiones de 25.000 millones entre 2021 y 2030, de los que 12.000 millones irán a parar a las renovables mientras que para sus planes insulares apunta a 2040 con inversiones de 34.000 millones para lograr la descarbonización completa de las islas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *