Tecnología

«La alianza con Oppo y Vivo no tiene intereses de competencia con Google»

Spread the love

En la primavera de 2019, Estados Unidos lanzaba su ofensiva contra la tecnología china, un ataque centrado en Huawei y también ZTE. Este 2020, las escaramuzas han elevado la tensión entre ambos bloques. El pasado mes de febrero, la agencia Reuters avanzaba la creación de la GDSA, la Global Developer Service Alliance, una plataforma que permitirá a desarrolladores de todo el mundo lanzar sus aplicaciones y sin contar para nada con Google.

Detrás de este matrimonio aparecen las cuatro grandes marcas chinas: Huawei, Xiaomi, Oppo y Vivo. «No hay intereses en competencia entre este servicio y Google Play Store», explica a este periódico Borja Gómez-Carrillo, Director de Ventas y Deputy Country Manager de Xiaomi en España.

«Global Developer Service Alliance solo sirve para facilitar la carga de aplicaciones por parte de los desarrolladores a las respectivas tiendas de aplicaciones de Xiaomi, OPPO y Vivo simultáneamente», puntualiza. A nivel mundial, estas firmas acumulan el 40% de las ventas globales en el cuarto trimestre del 2019, así que teniendo en cuenta que casi se llevan la mitad de las ventas en todo el mundo.

Los ataques dirigidos principalmente hacia Huawei también han puesto su mira en la compañía con sede en Pekín. Las dudas sobre la privacidad y el registro de datos en sus smartphones han estado en el foco. «Nos aseguramos de cumplir estrictamente con las leyes y regulaciones locales en todos los mercados en los que operamos», puntualiza Gómez-Carrillo.

Además, asegura el responsable de la marca en España, han ofrecido «varias actualizaciones de nuestras aplicaciones de navegación para que, en el modo incógnito, la recolección de datos esté, por defecto, desactivada y sea el usuario el que pueda seleccionar la opción de activar la recolección de datos».

España, objetivo prioritario

Sin embargo, esas dudas sobre la privacidad y la guerra tecnológica parecen tener poco impacto en el negocio en España. «A día de hoy, podemos afirmar que no ha tenido ningún efecto sobre nuestro negocio».

Xiaomi ha conseguido una cuota de mercado del 28% y un crecimiento interanual del 46% en España. «El papel de España es prioritario en nuestro modelo de negocio de Europa occidental», comenta Borja Gómez-Carrillo, Director de Ventas y Deputy Country Manager de Xiaomi en España.

La irrupción de la Covid-19 ha impactado en su cadena de suministro. «Hacia marzo, como consecuencia, nuestra producción en China se ha reanudado y la demanda de smartphones y otros dispositivos de electrónica de consumo se están recuperando rápidamente, de tal manera que ya se encuentran casi en los niveles de antes de la pandemia», destaca.

Sin embargo, «no podemos saber con certeza qué nos depara la segunda mitad del año, ya que nuestro reporte de resultados del primer semestre no se anunciará hasta agosto, esperamos que la vida vuelva poco a poco a la normalidad y podamos continuar implementando nuestra estrategia 5G+AIoT», puntualiza Gómez-Carrillo.

Con tres años de vida en Europa, «España fue el primer mercado de Europa occidental al que llegamos en noviembre de 2017», Xiaomi es una de las firmas asiáticas con mayor catálogo de smartphones en nuestro país.

«Queremos seguir ampliando nuestro catálogo de productos y servicios en este país lo más rápido posible, dar más opciones de productos y servicios innovadores a los consumidores españoles», detalla el responsable de ventas.

Subida de precios y competencia

Con la aparición del Xiaomi Mi 10, la firma pekinesa dio un giro de 180 grados en su política de precios y por primera vez este rozó las cuatro cifras. «Buscamos siempre la eficiencia y estar a la altura de las expectativas sin dejar de ofrecer productos increíbles a un precio accesible», contesta Borja Gómez-Carrillo. «Me gustaría resaltar que Xiaomi seguirá fiel a su lema, de ofrecer siempre las mejores especificaciones en cada rango de precio, y competiremos en todos aquellos terrenos donde nuestro consumidor esté presente y manifieste interés. En resumen, la mejor relación precio-performance», añade.

En los últimos meses, el número de competidores chinos en el mercado español no ha parado de crecer. A los Huawei o Xiaomi ahora se han sumado Oppo, Vivo, Realme.

«La forma en que entendemos el espíritu de la competencia en Xiaomi viene a decir que la competencia es necesaria, que los competidores debemos aprender unos de otros, mejorar juntos y lograr traer al mercado las tecnologías más innovadoras para el disfrute del consumidor».

El catálogo de productos de Xiaomi va más allá de los móviles. Solo en productos de estilo de vida y entretenimiento, la compañía ingresó 13.000 millones de RMB, un crecimiento interanual del 7,8%.

Además, el número de dispositivos IoT conectados a la plataforma IoT de Xiaomi creció hasta alcanzar los 252 millones de unidades en marzo de 2020 (un aumento del 42,6% anual).

«El objetivo ahora es consolidar la posición de liderazgo conseguida en España, y para ello seguiremos impulsando nuestro modelo de negocio», señala Gómez-Carrillo.

Una posición privilegiada también en la micromovilidad, ya que Xiaomi ,«es uno de los líderes en este segmento en España».

«En concreto, las ventas de nuestro Mi Electric Scooter han aumentado un 40,7% interanual. Con todo esto, consideramos que se trata de un segmento que no ha perdido fuerza y que tiene mucho recorrido por delante en las circunstancias actuales», sentencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *