Política

Manuel del Rosal: «Rumbo al cono sur «

Spread the love

Si pudieran cortarían a España por los Pirineos y la trasladarían al cono sur que es el lugar geográfico que, según este gobierno de tinieblas, le correspondería. De momento nos salva Europa.

Y con arreglo a la deriva de España hacia un estado totalitario de corte populista bananero y sovietizado, deriva a la que los ciudadanos nos enfrentamos con el silencio de los corderos, solo Europa puede salvarnos porque esta sociedad ha entrado en coma inducido de sumisión.

Miles de muertos, cientos de miles de contagiados, nuestro idioma arrojado al estercolero, la libertad de expresión a punto de dejar de ser libre e incluso de desparecer como expresión, el paro sin control, el IMV en los cielos, la patada a la puerta de tu casa etc. La censura franquista se queda en tortas y pan pintado cuando la comparamos con la que se nos viene encima implantada por el gobierno de Sánchez – el nuevo caudillo – y consentida por una sociedad narcotizada, enferma, idiotizada y falta de nervio y determinación.

Si dispusieran de los medios técnicos necesarios, estoy seguro de que este gobierno culminaría su modelo de país populista comunista, bananero y dictatorial, cortando a España por los Pirineos y trasladándola al cono sur para formar parte de esas repúblicas populistas que ahogan a los ciudadanos y los mantienen bajo la bota de un poder tiránico llevándolos a la miseria, mientras los que forman el gobierno y sus esbirros viven en la abundancia. De momento, y a falta de que esta sociedad, sacudiéndose la comodidad y despertando del coma de sumisión inducido, reaccione; nos salva Europa; mejor dicho, nos salva el que estemos unidos a Europa por los pirineos en vez de estar unidos al cono sur por la cordillera andina.
El capitán del barco España y su segundo de a bordo, señores Sánchez e Iglesias el día en que firmaron el gobierno de coalición dibujaron sobre el mapa marítimo la singladura que tenían destinada al barco España para alcanzar las costas del cono sur tras una travesía que duraría, al menos, lo que va a durar esta legislatura. Aunque físicamente esa singladura no puede ser realizada, si puede hacerse de forma ideológica tejiendo la urdimbre que permita pervertir las instituciones, comprar a los que van a apoyarles en el viaje y – fundamental – adormecer a los ciudadanos con falsas promesas, mentiras y cuentos sin tasa. Poco a poco y desde el primer minuto en que unieron sus vidas para separar a España de Europa y unirla al cono sur, suavemente tal como en el cuento de la rana cocida, el capitán Sánchez y su segundo Iglesias o viceversa, aplicando las recetas dictadas por la mente perversa de Iván Redondo, han ido haciéndonos tragar poco a poco la idea de que iremos mejor navegando en un barco republicano con un régimen social comunista y capitaneado por una persona atenta, no al timón, sino al mantenimiento de su poder al precio o que sea.

La singladura nos la prometen como si de un crucero de lujo se tratara y para ello nos engatusan con dádivas miserables para mantenernos en pie hasta alcanzar el puerto, momento en que empezaran – una vez atornillado el régimen social comunista – las lágrimas y el rechinar de dientes característicos de esos regímenes que aplastan la democracia con la bota de la tiranía.

Aquí, en esta España que se está jodiendo paso a paso, nadie parece reaccionar a su desmantelamiento como nación; nos salva el que formamos parte de Europa…nos salva de momento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *